• Home
  • /
  • Blog
  • /
  • La Trampa De La Competencia Erótica Femenina

En seducción erótica femenina existe una trampa.

La TRAMPA de competir contra otras mujeres.

Y bueno...cualquiera podría decir que es lo natural. De hecho, existe una frase que dice 'las mujeres no se arreglan para los hombres, sino para otras mujeres'

Y eso plantea un GRAN problema en la competencia femenina: la competencia se estandariza.

Imagina a 7 atletas de alto desempeño en las Olimpiadas. Las diferencias entre ellos son verdaderamente MINÚSCULAS. Sus físicos son casi idénticos; sus trajes deportivos también; sus tiempos se miden en décimas o hasta en milésimas de segundo. Las diferencias son imperceptibles. Básicamente están estandarizados.

Ahora imagina a un grupo de 7 chicas en un bar. Sus estándares de 'producción' (maquillaje, peinado, vestimenta, accesorios), tienen a ser similares. Sus actitudes y comportamientos también lo son. Básicamente están estandarizadas.

¿Que sucede ahora desde el punto de vista masculino? Tú y las demás lucen similares, así que básicamente resulta INDISTINTO relacionarse con una o con otra...O con otra.

Y eso es precisamente lo que tu NO necesitas. Parecerte a otra chica más, en el mismo grupo de amigas al que perteneces...¡Sencillamente no te ayuda en nada!

Tu no debes competir como lo están haciendo todas las demás, tratando de ganar en un juego que las estandariza. Tienes que DIFERENCIARTE. Y para diferenciarte tienes que jugar un juego distinto...Tu propio juego.

Sin embargo, muchas mujeres se guían por PATRONES que asumen como absolutos: patrones de belleza, patrones de atracción, patrones de seducción y eróticos.

Estos patrones actúan como guías silenciosas que definen cómo te arreglas, como te vistes, como actúas...como seduces...como sexualizas. Pero lo más delicado es que te IMPONEN estándares que, a menudo, resultan difíciles de alcanzar.

Entonces se amplía la brecha entre lo que tienes y lo que eres, con lo que se te impone como DESEABLE....Y bueno, cualquier chica quiere ser deseable, por lo que comienza un problema: si no cubres esa expectativa, entonces tu autoestima y confianza en tí misma se afecta; y corres el riesgo de asumirte como no deseable.

He entrenado a cientos de mujeres que se abrazaban a lo que NO les gusta de ellas mismas (en relación a lo que ellas asumían como deseable). Su problema es que no se concentraban ni aprovechaban lo que SÍ tenian. Les pesaba mucho más lo que creían que no tenían.

Si tu situación es similar, entonces te va a ayudar el enfocarte y desarrollar lo que SÍ tienes. Puede ser algún rasgo o alguna expresión de tu rostro; algún punto de tu figura; tal vez algún detalle de tu personalidad...O tu estilo...O tu inteligencia...O tu carisma...O tus habilidades sensuales y eróticas. Allí es donde te debes concentrar.

Y esto EXIGE que te salgas de la competencia femenina estandarizada, y que te enfoques en jugar tu propio juego de seducción. Un juego en donde te APALANCAS en tus características y capacidades naturales.

Es riesgoso ser diferente. Genera temor y miedo. Puede resultar hasta contraintuitivo hacer las cosas de una forma distinta y no querer ser o lucir como todas las demás. Pero créeme, podrán criticarte, odiarte y hasta amarte...¡Pero jamás podrán IGNORARTE!

ahora es tu turno...

...Tu también puedes aprender a enloquecer a un hombre en la cama... ¡Sencillamente pulsa el botón y descubre cómo tenerlo implorando por más placer!


Descubre más secretos

Ugo Sybaris

¿Por Que Hago Ésto Para Tí?

Porque si te ayudo a EMPODERARTE en la cama, entonces es probable que hagamos cosas interesantes juntos para incrementarlo más. Conoce más de mí en éste enlace.

{"email":"Email invalido","url":"Website invalida","required":"Por favor llena el campo"}

¿no te sientes buena en la cama?

esta es la solución perfecta si realmente quieres mejorar tus habilidades en la cama... ¡aún si te sientes insegura!

este entrenamiento erótico te transformará en una mujer con habilidades sexuales tan poderosas... ¡que cualquier hombre estará enloquecido por tí y deseando más! 

Este contenido está protegido. Para colaboraciones con Ugo Sybaris envia mensaje en CONTACTO.

>